Smart Fit abrirá su primer gimnasio en Rosario

Smart Fit abrirá su primer gimnasio en Rosario

La cadena brasileña Smart Fit abrirá las puertas de su primer gimnasio en el centro de la ciudad de Rosario, en Santa Fe, y lo hará en el icónico edificio donde está emplazado el Hotel Savoy, cito en calle San Lorenzo 1022. Si bien la apertura de esta unidad es inminente, todavía no existe una fecha definida para la misma.

Con esta inauguración en  Rosario, que se realiza de la mano de un importante grupo inversor local, Smart Fit continúa con su plan de expansión en el país. Consultado al respecto, Felipe Zuloaga, director de la cadena en Argentina, dice que “esta sede no será la única en Rosario, ni la única en el interior”.

La flamante unidad de Rosario cuenta con  una superficie de 1400 m2, distribuidos en  áreas de entrenamiento cardiovascular, pesos integrados,  pesos libres,  salón de actividades grupales  y un sector de entrenamiento funcional. En esta unidad, el equipamiento y los accesorios serán de las marcas Starke, Matrix y Movement.

Entre empleados directos y contrataciones indirectas, Smart Fit Rosario contará con un staff de unas 20 personas. En Argentina, esta cadena tiene actualmente cinco  sedes operando en CABA, a las que se suma la unidad de  Rosario. Smart Fit proyecta poder inaugurar este año su sede número 1000 en América Latina.

Si bien la pandemia golpeó a Smart Fit, como al resto de los actores del mercado,  desde la última reapertura del sector en abril de este año, sus gimnasios han tenido una recuperación constante. En este sentido, Zuluaga estima que “para fin de año, el número de clientes igualará a los que teníamos en la pre-pandemia”.

Las expectativas a futuro de esta empresa están atadas al avance de la vacunación y a la disminución de la tasa de contagios.  “Con la vuelta de la normalidad, los gimnasios se convertirán en uno de los lugares preferidos de la población. No solo por la salud física, sino por una cuestión de salud mental y emocional”, opina.

Respecto de la situación macroeconómica de Argentina, Zuloaga dice: “La inestabilidad del país genera desafíos complejos a la hora de proyectar planes de expansión”. Asimismo la carga impositiva que existe sobre las importaciones es otro desafío. “Elegimos los mejores equipamientos y con estos aranceles es complejo”, dice. 

Sin embargo, el responsable de Smart Fit en Argentina se muestra optimista por la recepción que la propuesta de la marca tiene en la gente. “Es muy buena y crece día a día. Esto nos estimula a seguir avanzando en la expansión a nivel nacional con nuestro propósito de llevar el fitness de alta calidad a todos”, destaca Zuluaga.