En Entre Ríos, los gimnasios podrán seguir abiertos

En Entre Ríos, los gimnasios podrán seguir abiertos
Tras el anuncio de adhesión de Entre Ríos al último decreto nacional, los gimnasios de varias ciudades entrerrianas –como Gualeguaychú, Concordia y Colón, entre otras- se preparaban para cerrar sus puertas. No obstante, ayer la Resolución 126 del Ministerio de Producción trajo tranquilidad y alegría a propietarios de gimnasios y clubes de toda la provincia.

El segundo artículo de la resolución 126 fija que “se permite el entrenamiento y práctica deportiva en clubes y espacios a fines con un tope máximo de quince (15) personas en espacios cerrados y de treinta (30) en espacios abiertos”. Y el artículo tres fija una ocupación máxima del 30% -con relación a la capacidad habilitada- en espacios cerrados de gimnasios.

Para Andrea Guerrero, presidente la Cámara Paranaense de Gimnasios, esta resolución 126 consolida el trabajo que la entidad que preside viene realizando hace tiempo. “Esta decisión del Gobierno que les permite a los gimnasios seguir abiertos es fruto del trabajo mancomunado, con el que logramos que nos reconozcan como parte de la solución”, dice.

“Es una alegría inmensa –prosigue- ver que estamos dejando de ser considerados centros de entretenimiento para empezar a ser vistos como agentes de salud. Porque cuando la población está activa, está sana. Celebro que las autoridades hayan reconocido algo que venimos pregonando hace tiempo. Hoy recogemos los frutos de más de un año de trabajo”.

En coincidencia, Diego Scocco, dueño del gimnasio Oxígeno y secretario de la Cámara, dice: “Cerrar hubiera sido el tiro de gracia para muchos. Así que nos pone contentos esta resolución 126, porque reconoce que somos parte de la solución y confirma también la importancia de trabajar juntos como Cámara para destrabar este tipo de conflictos”.

“En Concordia no llegamos a cerrar, pero era factible que tuviéramos que hacerlo. Y gracias a las gestiones de la Cámara hoy seguimos trabajando y estamos muy contentos”, dice Julio González, de Fitness Gym, de Concordia. “Volver a empezar fue lo primero que pensé, pero logramos que nos escucharan”, destaca Belén Saliva, del gimnasio Uma, de Gualeguay.

Desde la ciudad de Colón, Néstor Ibarra, del gimnasio Equilibrio, agrega: “Ayer vivimos momentos de mucha incertidumbre. La verdad que no se entiende: primero nos mandan a cerrar y luego dicen que podemos abrir. Esto es muy desgastante, esperemos que pase pronto. Pero hoy sentimos que ganamos una pequeña batalla que nos permite seguir trabajando”.

“Estamos muy contentos con esta noticia, no solo porque podemos seguir funcionando sino porque se extendió el horario hasta las 23.00 horas –como en el rubro gastronómico-, lo cual permitirá que muchas personas que no podían venir después de trabajar, ahora puedan hacerlo”, explica Daniel Rosales, propietario de Orvital Gym, de Gualeguaychú.