Los gimnasios de la ciudad de Chihuahua podrán operar al aire libre

Los gimnasios de la ciudad de Chihuahua podrán volver a operar únicamente al aire libre, según acordaron los propietarios locales con el director del Instituto Chihuahuense del DeporteJuan Pedro Santa Rosa este jueves 16 de julio. Esta propuesta fue realizada luego de una manifestación llevada a cabo el lunes pasado.

No obstante, los establecimientos deberán cumplir con medidas sanitarias que consisten en el uso de cubrebocas y alcohol en gel, lavado de manos, distancia personal de dos metros, limpieza del lugar y equipamiento, más la detección oportuna de casos con COVID-19.

Santa Rosa, además, expresó saber que los gimnasios están pasando por “una situación grave”, pero que este modo de apertura es “lo único que les puede ofrecer”. Mientras tanto, los propietarios de estos establecimientos le indicaron que la propuesta puede ser llevada a cabo por algunos que poseen espacios abiertos.

Por su parte, el gimnasio Power Gym, ubicado en el Complejo Industrial Chihuahua fue uno de los primeros en reabrir, para lo cual sacó sus bicicletas de spinning al exterior del local. Entretanto, las autoridades del estado señalaron que la vuelta en las demás ciudades será cuando el semáforo esté en amarillo, con un 50% de su capacidad.

Durante esta semana, otra de las ciudades en México que permitió la reapertura fue Atotonilco de Tula, en Hidalgo, con una capacidad del 30%, de jueves a domingos de 9.00 a 20.00. Asimismo, en el estado de Culiacán abrió el 70% de los centros, y la Asociación de Gimnasios local espera que a fin de mes la cifra alcance el 90%.

Los gimnasios en Chiapas reabrieron con un 50% de su capacidad

A partir del lunes 6 de julio, los gimnasios en el estado de Chiapas comenzaron a reabrir sus puertas con un 50% de su capacidad, a pesar que el semáforo epidemiológico se mantiene en rojo. Por esta razón, durante esta etapa podrán operar con un horario de funcionamiento reducido.

“Algunos socios son precavidos (para volver), pero otros no tanto”, cuenta Marco Antonio Barrios, dueño de Gym Barrios. La reapertura en estas condiciones, para él fue “pesada porque estás acostumbrado a verlos a todos, pero ves que hay pocos”. A su vez, tanto los usuarios como el staff deben usar cubreboca obligatoriamente.

Por otro lado, esta semana también reiniciaron sus actividades los gimnasios en Morelia, estado de Michoacán, con un aforo de entre el 25% y 50%, según informó el presidente municipal Raúl Morón Orozco. Él aseguró, a su vez, que si se genera un rebrote de COVID-19, las actividades podrán suspenderse de nuevo.

Asimismo, en Baja California, alrededor de cincuenta establecimientos pudieron reabrir bajo medidas de seguridad similares. “Los autorizados son los que hicieron todo su trámite a través de nuestra asociación”, señala Gabriel Velazco Murillo, vicepresidente de la Asociación Estatal de Gimnasios de Baja California.

Otro de los municipios que habilitó la reapertura en esta semana es Boca del Río, en Veracruz, también con un 50% de aforo, y límite en el horario. “Requerimos que (los socios) vengan con cubrebocas, que traigan dos toallas, gel, y antes de entrar les tomamos la temperatura”, cuenta Lilia Bueno, instructora de Spinning.

El jueves 9, por otro lado, comenzaron a reabrirse  establecimientos de fitness en Culiacán, Sinaloa. Por su parte, la Comisión Estatal Para La Protección Contra Riesgos Sanitarios de Sinaloa (COEPRISS) afirmó que se encargará de vigilar el acatamiento del protocolo, junto a Protección Civil y el Ayuntamiento.