Una funcionaria de Columbia Británica, en Canadá, reconoció que no hay contagios de Covid-19 en gimnasios

Una funcionaria de Columbia Británica, en Canadá, reconoció que no hay contagios de Covid-19 en gimnasios

En conferencia de prensa, una periodista le preguntó a la Dra. Bonnie Henry, oficial de Salud de Columbia Británica, una provincia situada al oeste de Canadá: ¿De dónde vienen los casos (de Covid-19) actualmente? ¿De grupos de personas que se reúnen? ¿De lugares de trabajo? ¿De gimnasios? Y la respuesta de la funcionaria fue contundente.

La doctora Henry respondió: “Sí a todo lo mencionado anteriormente, EXCEPTO GIMNASIOS. Monitoreamos esto con mucho cuidado y desde que pusimos restricciones adicionales, no estamos viendo contagios en esos lugares”. Las restricciones se refieren principalmente a la suspensión de actividades grupales de alta intensidad.

Según consta en la web del Centro de Control de Enfermedades de Columbia Británica (BCCDC), por orden del Gobierno provincial, está suspendida en gimnasios la oferta de clases de Spinning, aeróbicos, hot yoga, Bootcamp y HIIT.  La justificación de esta medida es que “el ejercicio en grupo de alta intensidad provoca una frecuencia respiratoria sostenida y acelerada y puede implicar un contacto cercano con otras personas”.

Por otro lado, en Columbia Británica están permitidas, siempre que se respeten las pautas de seguridad, las actividades grupales de fitness baja intensidad como por ejemplo Hatha Yoga, equipamiento cardiovascular con uso de baja intensidad, Pilates, levantamiento liviano de pesas, estiramiento, Tai-Chi y clases de barra.

Del mismo modo, según informa el BCCDC en su web, los gimnasios que ofrecen sesiones de entrenamiento personal pueden estar abiertos. Pero están suspendidos todos los deportes de interior y exterior para adultos. Mientras que los deportes para jóvenes de 21 años o menos deben seguir las pautas de distanciamiento físico entre los participantes.

Esto significa que las competencias están temporalmente suspendidas, pero los entrenamientos pueden continuar respetando ciertas restricciones como un número reducido de participantes (2 personas en actividades indoor y 4 si son outdoor), que deben mantener una distancia mínima de 3 metros entre, sí a menos que vivan en el mismo hogar.