La justicia británica exime a Virgin Active del pago de alquileres adeudados

La justicia británica exime a Virgin Active del pago de alquileres adeudados
Un tribunal británico acaba de fallar a favor de la cadena de gimnasios Virgin Active eximiéndola de pagar los alquileres adeudados que corresponden a los meses en los que sus sedes estuvieron cerradas de forma compulsiva por orden del Gobierno, según publicó hoy el sitio de la revista especializada Health Club Management.

Evitar el pago de deudas por alquileres a los propietarios de los inmuebles era parte del plan de reestructuración de Virgin Active, que ya había advertido que de otro modo entraría en concurso de acreedores “en cuestión de días”.

En la audiencia judicial, los propietarios –entre ellos Aberdeen Standard Investments, British Land y Land Securities Group – argumentaron que la compañía tenía otras opciones para salvarse como poner en venta algunos de sus activos, o incluso toda la empresa. Virgin Active tendría  un valor de mercado de entre U$ 490 y U$ 560 millones de dólares.

No obstante, los documentos judiciales presentados por la compañía demostraron que los cierres de sus gimnasios por fuerza mayor durante el confinamiento tuvieron un impacto negativo en la empresa, que tuvo una caída en los ingresos de U$ 260 millones de dólares en 2020 y de U$ 74,5 millones de dólares en los primeros dos meses de este año.

El resultado bruto de explotación (EBITDA) de Virgin Active registró una caída del 173,7%, de 79,8 millones de dólares en 2019 a unas pérdidas de 59,2 millones de dólares en el ejercicio 2020. Esta compañía fue fundada en 1997 y es propiedad en un 80 por ciento de Brait, el grupo inversor de Christo Wiese.

Más noticias del Fitness mundial en nuestra sección Internacionales.