La Comunidad de Madrid le pedirá al gobierno español la reducción del IVA sobre las actividades deportivas

La Comunidad de Madrid le pedirá al gobierno español la reducción del IVA sobre las actividades deportivas

En España, la Comunidad de Madrid solicitará al gobierno que se reduzca del 21% al 10% el IVA sobre las actividades deportivas. Esta iniciativa es impulsada por Ignacio Aguado, vicepresidente y consejero de Deportes y Transparencia de Madrid, tras una reunión con representantes del sector del fitness realizada el pasado domingo 31 de enero.

 

“Si el deporte es salud, hay que potenciar el deporte y cuidar a las empresas que lo fomentan. Por eso he pedido que mantengamos una reunión con el ministro de Cultura y Deportes del gobierno central, José Manuel Rodríguez Uribes, para poder trasladar los motivos de esta solicitud, aunque son evidentes y obvios”, afirma Aguado.

 

“Conseguimos esto gracias al trabajo constante de la FNEID y de la Fundación España Activa que mantienen una comunicación fluida y constante con la alta política de la comunidad de Madrid. Es por eso que logramos que entiendan nuestro mensaje y que apoyen de esta manera al sector”, destaca José Antonio Sevilla, director general de Altafit.

 

En esta línea añade: “Ésta es una demanda histórica del sector desde que en 2012 nos aplicaron una subida de 13 puntos en el IVA. Desde entonces hemos venido defendiendo que somos un sector vinculado a la salud, y por ello nuestro IVA debería ser reducido. Confiamos que nuestro mensaje llegue por fin al Estado y se pueda cumplir esta reivindicación”.

 

Por su parte, María Ángeles de Santiago, CEO de la consultora MAS, opina: “Es una buena noticia, pero no sé si la reducción de este impuesto servirá mucho sabiendo cómo quedó nuestro sector en España a causa de la pandemia. La baja del IVA beneficiará al cliente, pero no sabemos si esto llevará a un incremento en el uso de las instalaciones deportivas”.

“Otra cosa sería –agrega- si quitaran el impuesto de sociedades o los impuestos directos sobre los trabajadores, porque son costes que repercuten en el empresario, y les supondría una mayor tranquilidad. La bajada del IVA solo serviría si los patrones se quedan con la diferencia en la reducción del 21% al 10%, pero no se está planteando eso”.

 

“Esta petición no es nueva y hasta la fecha no hemos tenido éxito”, alerta Sevilla pero a la vez añade: “Hay que ser optimistas, pues a otros sectores que les subieron el IVA, terminaron por bajárselos. Solo faltamos nosotros. Hay que agradecer a la Comunidad de Madrid que, sensible con la situación, acompañó nuestro reclamo y confiamos en que nos harán caso”.