Un emprendedor argentino expande su cadena de estudios de fitness en Estados Unidos, en Europa y en Latinoamérica

Un emprendedor argentino expande su cadena de estudios de fitness en Estados Unidos, en Europa y en Latinoamérica

En 2015 el emprendedor argentino Sebastián Santos abrió en Miami, Estados Unidos, la primera sede de Impulse Body Fitness, un estudio boutique especializado en electro-estimulación muscular. Cinco años después, Santos ya tiene sucursales propias y franquicias en Sunny Isles Beach, Hallandale Beach y Fort Lauderdale, en Estados Unidos; así como en Ciudad de México, en Guadalajara y en Monterrey, México; y también en Valencia, España.

Santos es profesor de Educación Física, oriundo del barrio porteño de Belgrano, y trabajó en la red de clubes Megatlon y en la cadena Sport Club. Y en la crisis de  2001, decidió mudarse a la Florida. “No fue fácil, pero siempre creí que si el país ayuda con estabilidad y uno trabaja duro, tendrás tu recompensa. Por eso no me arrepiento de haber emigrado”, relata.

Los estudios Impulse Body Fitness tienen entre 150 y 300m2 y en todos ofrecen un servicio de clases personalizadas o bien en grupos pequeños. El precio de una sesión de entrenamiento va de los U$10 a los U$50 dólares, según la ubicación del centro. Y para los emprendedores que quieran montar una franquicia de Impulse, la inversión ronda los U$ 96 mil dólares.

“Ocurre que nuestro mercado potencial –explica Santos- es mucho más grande que el de consumidores tradicionales de fitness”. Y en esta línea dice: “Básicamente, el 81% de la población no realiza ejercicio, aunque todo el mundo sabe que es necesario. Pero lo que se los impide son fundamentalmente dos razones: el tiempo y el esfuerzo”.

“Para esa gente –prosigue el emprendedor-, nosotros somos la mejor opción. Porque justamente nuestro diferencial pasa por la efectividad de nuestro entrenamiento y por la corta duración de las sesiones, ya que gracias al efecto de nuestros trajes de electro estimulación muscular, las sesiones tienen una duración de solo 25 minutos”.

“Somos innovadores y líderes en el segmento de electro estimulación muscular. Rompemos paradigmas y eso nos ha permitido captar un sector al que nadie ha podido llegar”, concluye.