El ejercicio intenso ayuda a mejorar la memoria, según un estudio estadounidense

El ejercicio intenso ayuda a mejorar la memoria, según un estudio estadounidense

La actividad física intensa ayuda a mejorar la memoria, según un estudio publicado en Applied Physiology, Nutrition, and Metabolism. Para esta investigación, los científicos convocaron a varios adultos mayores para realizar entrenamientos moderados e intensos de 15 minutos. Y el ejercicio intenso dio como resultado un mayor rendimiento de memoria en comparación con el ejercicio moderado.

Además, otra investigación de 2018, publicada en la revista Scientific Reports, señala que 15 minutos de ciclismo al 80% de la frecuencia cardíaca máxima -es decir, ejercitándose en una intensidad alta- resultaron en un mejor rendimiento de la memoria que 30 minutos de ejercicio moderado, que a su vez –según el estudio- era mejor que ningún ejercicio.

Por su parte, el ejercicio moderado también tiene sus beneficios: un estudio de 2019 publicado en Applied Physiology, Nutrition, and Metabolism mostró que un entrenamiento de intensidad moderada -manteniendo una frecuencia cardíaca entre el 50 y el 80% del máximo posible- es la mejor manera de incrementar el aprendizaje asociativo y aumentar la capacidad del cerebro para absorber y retener información.

“No todas las formas de memoria utilizan los mismos mecanismos y vías en el cerebro, y el ejercicio de diferentes intensidades puede ser útil para diferentes funciones relacionadas con la memoria”, afirma la Dra. Blanca Marin Bosch, científica de la Universidad de Ginebra. En este sentido, la experta recomienda realizar pequeñas sesiones intensas para mejorar habilidades motoras y cognitivas.

Para que el entrenamiento de alta intensidad dé sus frutos, la persona debe recordar que tiene que ir mucho más allá de lo que le resulta cómodo, pero antes debe consultar con su médico para asegurarse de que está preparada para ello. El esfuerzo debe estar entre el 80 y el 90% de la frecuencia cardíaca máxima, y su período de recuperación entre el 65 y el 70%.

Por otra parte, si se desea trabajar el aprendizaje y mejorar la capacidad de retención de información, Marin Bosch sugiere realizar ejercicios moderados. Para la mayoría de la gente, “moderado” significa que su frecuencia cardíaca debe estar entre 100 y 120 latidos por minuto, aunque esto depende de la edad, el estado físico, las condiciones médicas, etc.

Fuente: inc.com