Un estudio afirma que la actividad física se asocia con factores protectores contra el COVID-19

Un estudio afirma que la actividad física se asocia con factores protectores contra el COVID-19

Una investigación publicada en la revista británica Brain, Behavior and Immunity afirma que la actividad física se asocia con factores protectores contra el coronavirus, incluso si se realiza en poca cantidad o baja frecuencia. Participaron 387.109 personas en este estudio, el cual se realizó entre abril y mayo de este año.

“Se ha demostrado previamente que la actividad física protege contra infecciones graves adquiridas en la comunidad en estudios de cohortes de población, pero en nuestro estudio se observaron asociaciones protectoras de la actividad física contra el COVID-19, incluso a niveles relativamente bajos de práctica”, indican los autores de la investigación.

“Existen mecanismos biológicos plausibles que explican los beneficios inmunológicos del ejercicio, como por ejemplo los efectos antiinflamatorios y las consecuencias beneficiosas sobre las respuestas inmunitarias adaptativas”, añaden los científicos. El 54,1% de los participantes consideró que hace actividad física suficiente, y el 45,8% dijo que no.

Además, en la investigación se descubrió que las personas que presentan estilos de vida poco saludables -es decir, que tienen factores de riesgo como tabaquismo, sedentarismo, alcoholismo y obesidad-, tienen una probabilidad cuatro veces mayor de contraer el SARS-CoV-2 en comparación con las personas con estilos de vida más saludables.

“Nuestros hallazgos sugieren que un estilo de vida poco saludable, sinónimo de un riesgo elevado de enfermedades no transmisibles, también es un factor de riesgo para la admisión hospitalaria por COVID-19. La adopción de cambios sencillos en el estilo de vida podría reducir el riesgo de infecciones graves”, remarcan los investigadores.

Los científicos a cargo de este estudio fueron Mark Hammer -investigador de la Facultad de Ciencias Médicas de la University College London (UCL)-, Catharine R. Gale -académica de la Unidad de Epidemiología de la Universidad de Southampton-, G. David Batty Mika Kivimäki -miembros del departamento de Epidemiología y Salud Pública de la UCL-.

Para acceder a la investigación completa, accede aquí: http://mercadofitness.com/pdf/1-s2-0-S088915912030996X-main.pdf