En Bahía Blanca, Vital Gym se reconvirtió en un forraje

En Bahía Blanca, Vital Gym se reconvirtió en un forraje

El gimnasio Vital Gym de Bahía Blanca, al sur de la provincia de Buenos Aires, cerró sus puertas para reconvertirse en un forraje. La empresa funcionó como un centro de entrenamiento desde junio de 2004 hasta que este año, Rodrigo Benasatti -uno de los propietarios- decidió cambiar de rubro para enfrentar la crisis generada por la pandemia.

“La decisión de cerrar el gym se basó en la información que venía de  España, de cómo estaban haciendo los protocolos y preparando las instalaciones para empezar a trabajar. En el caso de nuestro gimnasio, que es de barrio, iba a ser imposible hacer las adaptaciones. Además el flujo de gente que podríamos tener sería de 70 u 80 personas”, indica Benasatti.

Por esta razón cerró Vital Gym, y Benasatti se lanzó a trabajar en la venta de alimentos para mascotas. “Cuando uno tiene una familia atrás no hay muchas opciones, hay que moverse. Dentro de las actividades que nunca dejaron de funcionar tenía que elegir una para poder afrontar los gastos diarios”, destaca.

“El rubro de alimentos para mascotas nunca cerró. Mi señora tiene una conocida que trabaja en una distribuidora y surgió la posibilidad de comprar unas bolsas gracias a la «venta» -más bien empeño- de una moto”, remarca Benasatti. Así fue que el 26 de mayo realizó la primera compra de alimentos para vender por Internet en primera instancia.

“Recién el 6 de julio abrí mi nuevo emprendimiento en el lugar donde funcionaba el gimnasio. Lo abrí allí porque el edificio es de mi papá: él me hizo y me hace el aguante hasta que pueda acomodarme económicamente”, afirma Benasatti. Por otro lado, no cree que Vital Gym vuelva a funcionar.

“Hasta que no aparezca la vacuna va a estar complicado el sector fitness, no va a ser negocio porque va a ser muy caro ir al gym. Pensemos que vas a trabajar con el 10 o 15% de la gente que tenías, y vas a tener que invertir en lo que te exigen por protocolo. Los gastos son más, los ingresos son menos. No me dan los números por más optimista que sea”, opina Benasatti.

El nuevo emprendimiento del expropietario de Vital Gym se llama La Rotonda, ya que está ubicado a pocos metros del ingreso al Parque de Mayo en la calle Florida. “Estoy con mucha esperanza en este nuevo emprendimiento, no tengo dudas de que va a funcionar. Arranqué con muy pocas cosas, y día a día voy sumando nuevos productos”, concluye Benasatti.