A partir del lunes, los gimnasios en Puerto Madryn podrán volver a operar

A partir del lunes, los gimnasios en Puerto Madryn podrán volver a operar

El municipio de Puerto Madryn, provincia de Chubut, autorizó a los gimnasios a que reabran sus puertas a partir del lunes 25 de mayo, teniendo en cuenta algunas medidas sanitarias para evitar el posible contagio de coronavirus. A su vez, a partir del sábado 23, la población podrá realizar actividad física al aire libre.

En cuanto a las actividades que se pueden realizar en los gimnasios, están permitidas las clases aeróbicas y las de funcional. También se podrán dictar aquellas en las que no haya contacto, como Yoga, danza, Pilatesbox training, entre otras. La reapertura es posible gracias a que en Chubut hay solo cuatro casos de infectados y ninguna muerte.

En un principio, los gimnasios podrán llevar a cabo sus actividades con grupos pequeños de hasta diez alumnos, y con turnos de 45 minutos. Asimismo, se deberá cumplir con el máximo de una persona cada 4m2 de superficie. Entre cada sesión, tendrán que establecer quince minutos de limpieza del equipamiento y del local.

Respecto al horario de apertura será de 10.00 a 19:30 y el acceso será por terminación del DNI: aquellos con número par podrán entrenar los lunes, miércoles y viernes; y los que terminen con número impar, podrán concurrir los martes, jueves y sábados. Los clientes mayores de 60 años o de riesgo, tendrán un horario exclusivo.

Las duchas y vestuarios no estarán habilitados, por lo que cada socio deberá ingresar y retirarse del gimnasio con la indumentaria de entrenamiento. Como tampoco está autorizado el uso de bebederos, cada uno tendrá que llevar su bebida, y su toalla personal también.

Por otro lado, usar barbijo no será necesario durante el entrenamiento por parte de los clientes; los instructores y el personal serán los únicos en tenerlo puesto. En caso de haber un recepcionista, el establecimiento deberá instalar mamparas divisorias en su sector de trabajo para evitar el contacto con los socios.

“En Puerto Madryn hay muchísimos gimnasios, de los cuales aproximadamente treinta integramos un grupo que pretende conformar una cámara y trabajamos muy duro en conjunto con el municipio para poder desarrollar el protocolo”, cuenta Brian Humphreys Velázquez, codirector de Gold Gym.

“Estamos procurando hacer valer nuestro trabajo y llegar a un acuerdo para poner un piso a la cuota de los gimnasios. El trabajo de ahora en adelante no va a ser el mismo, vamos a entrenar con grupos reducidos y vamos a tener muchísimos gastos para poder cumplir con el protocolo a seguir”, agrega Velázquez.